jueves, 8 de septiembre de 2016

Los Reyes Magos (según Andrea Mantegna)



Ya de vuelta de las vacaciones... Familia, comilonas, reencuentros... Pero, ¿qué es lo que más recuerdan los niños? ¡¡¡La visita de los Reyes Magos!!! Y qué mejor que hacerles un homenaje desde clase de pintura.
La visita de los Reyes Magos como episodio bíblico ha sido un tema recurrente en la pintura occidental desde la Baja Edad Media, cuando aún la influencia bizantina doraba los fondos, pasando por la solemnidad flamenca hasta la teatralidad barroca de Rubens, que parece anticipar el aspecto de las actuales cabalgatas...

 
Tras ver imágenes de diversos pintores y períodos, vamos a fijarnos en uno de los precursores del Renacimiento Italiano, un pintor ignorado por el gran público pero fundamental para los historiadores, quizá desapercibido por su poca monumentalidad, destacando en especial por sus cuadros de pequeño formato, Andrea Mantegna.

En este caso me interesa su versión de los Reyes Magos porque nos muestra la iconografía tradicional, Melchor calvo y barba blanca postrado ante el niño, María de azul, Gaspar castaño y Baltasar ya negro (en versiones anteriores aún tenía la piel blanca). Además, lo original de Mantegna es el encuadre, una visión de la escena ampliada, con personajes en primerísmo plano, cortados, sin paisaje de fondo, y en el que se aprecian con detalle los atuendos de los personajes.
Vamos a aprovechar estas enseñanzas, personajes en primer plano, cortados, unos delante de otros (cosa que normalmente nos cuesta mucho), y con ropas y atuendos para los que vamos a aprovechar  los papeles de nuestros regalos, estampados, brillantes, muy válidos para este tipo de trabajo.

Queridos Reyes Magos, con el papel de vuestros regalos os hacemos éste a vosotros.
¡Disfrutadlo!



Los Reyes Magos según Mantegna




 Los nuestros



















No hay comentarios:

Publicar un comentario